Lo que nadie te dice que debes entrenar para debutar en un sprint

La mente ¡también se entrena!

 

¿Qué quieres lograr?

Así estés empezando o lleves mucho tiempo haciendo triatlones, lo primero que necesitas es saber hacia a dónde quieres llegar. Determinar una distancia es parte esencial ya que cada una es diferente y requiere de entrenamientos específicos.

 

Haz tuyo el tiempo

Ya con una distancia definida, tendrás un entrenamiento claro y sabrás exactamente a cantidad de horas que requieres para completarla.  Busca tiempo ya sea antes de tus actividades en la mañana o después en la tarde. Incluso podrás entrenar a la hora de la comida.

 

En serio, ¡come bien!

Comer balanceado no es ninguna novedad, pero no todos lo aplican a su vida diaria como triatletas.  Consumir un licuado de proteína después de entrenar sería una buena forma de comenzar a cuidar todos los aspectos nutricionales que exige ser triatleta.

 

Duérmete temprano

Intenta dormir de 7 a 8 horas mínimo, de esta manera al día siguiente contarás con toda la pila para entrenar y los músculos estarán como nuevos y descansados.

 

Ponle play

Es muy motivante escuchar buena música mientras corres y más en los entrenamientos de  intervalos. Úsala sólo de vez en cuando y no te acostumbres a que sea parte fundamental de tus sesiones, porque recuerda que en las competencias no está permitido llevar iPod.

 

Tu pilar es la fortaleza mental

En esos momentos difíciles es cuando haya que echar a andar la fuerza mental. “confía en tu cuerpo, confía en tu entrenamiento. Soy fuerte , soy veloz”.

 

Bien motivado

En el entrenamiento visualiza la meta, así revivirás la sensación de éxito y plenitud. Busca qué te motiva, hay quien lo hace al ver a sus hijos echando porras durante el recorrido.

 

Piensa, ¿qué te garantiza el éxito?

No importa lo alta que sea tu meta u objetivo, ten confianza en que tú puedes lograr poniendo en práctica la constancia, la dedicación, la disciplina, la determinación y el enfoque. Todas esas cualidades te garantizan el éxito.

 

Entrenamiento efectivo

Lo sabrás una vez que tengas identificado claramente el tipo de sesiones que incluye tu plan, por ejemplo, si quieres ganar velocidad las sesiones en pista para la carrera y los entrenamientos en el velódromo para el ciclismo.

 

 

No importa que tu último triatlón haya sido un 70.3,  ¿qué tal si en 2016 lo dedicas romper la distancia sprint?

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *